<<< ESTA MUJER <<<

Por TIMOTEO DASH

Esta mujer no salió a derrumbar los castillos de arena desde cuyos balcones profetisas descarriadas o séquitos de cletómanos auguraban catástrofes. Dejó, con paciencia materna, que caigan solos: se dijo que el campo se fundiría, el campo no se fundió; se vaticinó una estampida del dólar y el dólar se mantuvo manso; se pronosticó una política de ajustes y la respuesta fue más medidas sociales; se le llegó a endilgar una calidad de títere de su esposo y demostró muy clara su autonomía; se amenazó con una chavización de la República y mostró estar tan cerca de Chávez como de Lula-Dilma, Pepe o Evo Morales, se la tildó de montonera y el único ejército que mostró fue el pueblo mayoritario en las calles.

Es la mandataria que aplicó políticas que nadie, desde hace cincuenta años, se animó a aplicar. Y eso es meritorio. Fue más allá en un país donde los límites siempre fueron impuestos por sobre los gobiernos. Y eso, por ser meritorio, es para muchos imperdonable. Y en ese ir más allá, descoloca, desconcierta, desestabiliza a todo el arco político que balbucea contradicciones. Néstor Kirchner fue en cierto modo predecible y por lógica su Gobierno fue de crecimiento cuantitativo. Esta mujer no construye política, instala el debate de la política misma; no polemiza en primera persona, instala la polémica y deja que los actores sociales polemicen. El Gobierno de esta mujer es cualitativo y eso la diferencia del resto.

Esta mujer quebró los esquemas: no sacó a la CGT a la calle, no movilizó su “clientelismo social”, no fue violenta como muchos quizás, peligrosamente, hubieran querido. Fue hasta lugares donde hasta hace pocos años eran impensados: puso en evidencia no sólo el andamiaje de los medios de comunicación, sino además, abrió el debate sobre el rol, la ética y la imparcialidad de los periodistas; desmitificó la soledad de las madres y sacudió el letargo impune de los crímenes de lesa humanidad; adhirió activamente a la más sólida intencionalidad de integración latinoamericana…

¿Cómo no va a generar odio si hace lo que otros gobiernos populares hubieran querido hacer? ¿Cómo no va a generar odio si hace lo que cualquier gobierno antipopular no quisiera que se haga? ¿Cómo no va a generar odio si para colmo esta mujer, es mujer?

Anuncios

Acerca de Alejandro Quijano

La única lucha que se pierde es la que se abandona.

Publicado el 4 de enero de 2012 en Posts. Añade a favoritos el enlace permanente. Comentarios desactivados en <<< ESTA MUJER <<<.

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: